Madrid Chamberí sigue jugando

Madrid Chamberí sigue jugando

Aunque hace dos jornadas se terminó su imbatibilidad en la liga, siguen invictas en casa y primeras de grupo. Descubrimos las claves del éxito del equipo más castizo de la SFV2.

En 2015 debutó en SFV2 con su lema “hemos venido a jugar” y desde entonces, las chicas del C.V. Madrid no han parado de hacerlo. En su primera temporada fueron el equipo revelación, en la siguiente fueron semifinalistas de la Copa Princesa y rozaron el ascenso a la Superliga Femenina, en esta, su tercera temporada en competición, no solo se han hecho con la Copa Princesa 2018 sino que han contado los partidos por victorias, llegando imbatibles hasta la jornada 17, donde un CAEP Soria les venció por 3-2, “sabíamos que podía pasar y que Soria nos iba a poner las cosas muy difíciles. Dio un poco de rabia por cómo se perdió ese partido, fue un fallo de mentalidad, pero nos hemos sabido reponer y hemos vuelto a ganar”, las palabas de Laura Calvo, capitana de las madrileñas, confirman que estas chicas han venido para jugarlo todo. Hablamos con ella y con el técnico que las dirige, Manuel Berdegué.

  • ¿Cuál es la clave de este equipo?

Manuel Berdegué: La clave de cualquier grupo de trabajo siempre es la gestión de grupo. La gestión del banquillo. Entender que tus deportistas no son profesionales, que esto para las jugadoras supone un sacrificio añadido, no exigir más allá de lo que pueden dar, incentivar mucho y ser coherente con un planteamiento inicial, que puede ser exigente pero que, sobre todo, el planteamiento exigente lo tienen que dar las jugadoras, que son las protagonistas, esa es la clave.

  • ¿Y desde el punto de vista de las protagonistas?

Laura Calvo: La clave es que todas tiramos hacia el mismo lado. Todas jugamos con el mismo objetivo, estamos muy unidas, el buen rollo que tenemos se ve reflejado en el campo y hace que tengamos una temporada tan buena.

 

Juventud, buen rollo, sacrificio, exigencia… son algunas de las cualidades que han llevado a las chicas de Chamberí, no solo a ocupar el primer puesto de la clasificación, sino también un hueco en los medios de comunicación, algo inusual en este deporte por muchos seguidores y deportistas que aglutine, “si viene Telemadrid a grabar un reportaje, ya es un paso, que te llamen del Ayuntamiento para recibirte, ya es un paso, acudir a diversas radios, ya es un paso, que LaLiga4Sport que está apoyando todos los deportes, venga, pues también, que Comunidad Vóley venga, también… Al final a todas nos hace ilusión que se nos de visibilidad y que la gente conozca a este equipo”, nos comenta Laura, que por un momento cambia la camiseta de jugadora por la de su otro trabajo, periodista, “a mí me encanta el fútbol, pero, como periodista, creo que al final no todo es fútbol. Hay que dar visibilidad a otros deportes porque tenemos deportistas muy buenos en otras disciplinas y no se le da esa visibilidad; a lo mejor, a Carolina Marín cuando gana, si no gana se le tiene un poco olvidada, Mireia Belmonte, Lidia Valentín… pero al resto no se le da visibilidad. Ahora son los Juegos de Invierno, tenemos gente buena, que está consiguiendo cosas y tampoco se le da esa visibilidad. Aunque la gente vea fútbol, hay que ofrecer otros deportes y la gente, al final, va a demandarlos.”

Aunque ahora vivan un momento dulce, no ha sido fácil llegar hasta aquí y también han tenido que sobreponerse ante adversidades, como lesiones, por ejemplo, “las lesiones son un drama personal y hay que evitar que en ello no vaya el rendimiento del grupo. También, en este grupo que es muy joven, de repente aparece arriba en la tabla de la competición y comienza a parecer un grupo muy competitivo, esa transformación de un equipo que juega a un equipo que compite y gana, también supone en ciertos momentos un lastre añadido, una presión añadida y eso sí ha ocurrido durante la temporada y lo hemos hablado. Esa presión añadida es un poco ridícula, es lógico que ocurra, pero tampoco se trababa que eso nos pesara demasiado. Lógicamente nos ha ocurrido porque, como en todo grupo humano, cuando hay variaciones el grupo se resiente y hay que transformarse”, así los describe Berdegué.

El técnico sabía que la derrota iba llegar, “incluso por estadística, aunque decíamos: pero esta semana no va a ser”.

  • Y fue…

M.B.: Y fue en un partido que realmente teníamos muy encarrilado. Hubo una bajada de tensión, también motivada porque es imposible mantener al grupo motivado en el mes de enero, en el mes de febrero y seguir así, es imposible. Ahora no estamos en el mejor momento y queremos volver a estar bien en marzo. Creo que se ha vivido con naturalidad, lo hemos hablado mucho y hemos visto que ahora mismo el objetivo no es tanto el resultado como el proceso y que ahora se trata de volver a ponernos las pilas e intentar jugar mejor. Cada vez intentamos jugar mejor, ese el objetivo. Eso nos llevará a ganar o a no ganar, depende de muchos factores, pero sí es un compromiso.

La comunicación destaca de nuevo. Comunicación con el banquillo, comunicación en los medios y comunicación a través de las redes sociales, donde han conseguido conectar con los “millennials” logrando que hasta el fenómeno del momento, Operación Triunfo, les mande ánimos de cara a lo que viene: final de temporada y fase de ascenso. “Recuerdo ya el año pasado, este club monta muchas actividades de promoción, que ya hubo aquí un Furor en la grada. Había muchísimo movimiento con el Furor y nosotros jugábamos un partido importante, entonces les conté una anécdota sobre la primera vez que vi un partido NBA aquí, en España, hace muchísimos años, donde jugó el Juventut de Badalona; se montó al estilo americano: animación, cheerleaders… no estábamos acostumbrados a eso y veías en los tiempos cómo el equipo americano estaba centrado en su tiempo muerto y los españoles mirando a las cheerleaders. Se lo conté para decirles: chicas, esto está cojonudo pero nuestra función en este espectáculo es jugar. Todo es cuestión de normalizarlo, ¡ojalá con el tiempo nos acostumbremos a ser populares y millonarios! Pero en el vóley son conceptos que no los controlamos”, termina entre risas Manuel Berdegué.

  • Volviendo a la competición. Tras una nueva victoria en casa, desde la pasada jornada ya estáis matemáticamente clasificados para la fase de ascenso, ¿cómo influye eso de cara al partido de este sábado contra R.G.C. Covadonga?

L.C.: Nos da un respiro de cara a que ya no hay que ir “partido a partido” preparándolo, sino que podemos fijarnos un objetivo un poco más lejano y preparar bien esa fase, pero al final a ninguna nos gusta perder, no queremos perder y vamos a seguir jugando para ganar. Sabemos que en Gijón la gente anima mucho, sabemos que tenemos el público en contra, pero al final hay que saber evadirse de lo que hay alrededor y seguir jugando nuestro juego, nuestros partidos, como estamos haciendo hasta ahora y tratar de conseguir la victoria.

 

  • Falta menos de un mes para que termine la liga. ¿Cómo se va a preparar Madrid Chamberí para la fase de ascenso?

M.B.: Este equipo ha conseguido resultados porque no ha especulado. Trabajamos para el siguiente partido y cuando jugamos, jugamos para el siguiente punto, ya está. Esto es así de simple.

Sin que Laura conociese la respuesta de su entrenador, responde así a la misma pregunta: “con la misma ilusión y la filosofía que nos ha transmitido Manolo, que es siempre jugar el próximo partido como el mejor de la temporada y tratando de mejorar siempre nuestro juego. Definitivamente, sí, hay buena comunicación. La capitana de Chamberí aprovecha para lanzar un mensaje a la afición, “que sigan viniendo como hasta ahora a animarnos. Tenemos mucha ilusión por seguir jugando, sobre todo por la fase de ascenso y tratar de conseguir ese ascenso en el que el año pasado nos quedamos en las puertas. Gracias a ellos, en casa, seguimos invictas. Que sigan viniendo y apoyándonos como lo han estado haciendo hasta ahora.”

  • ¿Terminará la temporada sin que ningún rival se lleve una victoria del Estadio de Vallehermoso?

M.B.: Lo intentaremos, sobre todo por el público; por nosotros… nos encantaría terminar aquí invictos, nos quedan dos partidos en casa que, hombre, serán difíciles pero no imposibles. Creo que las jugadoras van a tener la ilusión de acabar la temporada y que aquí no haya ganado nadie.

 

  • ¿Y habrá ascenso?

M. B.: No lo sé, eso a mí se me escapa. Yo intentaré que este equipo en la fase de ascenso haga el mejor voleibol que estas jugadoras han hecho nunca, en ese trabajo estoy. El otro trabajo tiene que ver mucho con parte directiva, posibilidades reales, sponsor… sinceramente a mí se me escapa.

 

  • ¿Con qué mensaje deben quedarse sus jugadoras?

M.B.: Que lo mejor, siempre está por llegar. Que se lo planteen así. Van muy bien, pero que piensen que lo mejor siempre está por llegar. Siempre. Hay que ser ambiciosos, por muy bien que vaya no hay que ser conformistas. Todo se puede mejorar.

 

 

 

 

Comunidad Vóley

Imágenes: Facebook C.V. Madrid

 

 

 

 

 

 

 

 

No Comments

Post A Comment

Pin It on Pinterest

Shares
Share This